jueves, 21 de febrero de 2019

Invierno, Rick Bass

Alerces y uapitís. Los vientos chinook. La llegada del frío. La preparación que requiere la nieve. La soledad. La plenitud. 
Suena lejano y más en estos días en los que febrero se ha transformado en primavera pero se agradece que te lleven de la mano a conocer otras formas de vida a las que, probablemente, no vayamos nunca. 
"Ama el invierno. No lo traiciones. Sé fiel. 
Cuando llegue aquí la primavera, ámala también, y después el verano. 
Pero tienes que ser leal al invierno en toda su magnitud (en toda su magnitud y con sinceridad) o te verás tirado en la cuneta, ansiando una primavera a la que aún le falta mucho por llegar, y el invierno te habrá abandonado y en su lugar tendrás la fiebre de la cabaña, la peor. 
Cuanto más frío hace, más tienes que amarlo. 
[...]
Hay que aprender a amar el frío, el inverno. Si amas la tierra, el paisaje (si de verdad amas la tierra), puede que descubras que eres capaz de amarlos, sobre todo, en inverno." 

3 comentarios:

  1. Muchísimas gracias por haberla llevado a "Leo y Comento". En su día la publique en Facebook , no te etiqueté porque no sé si estás. Si me das tu perfil la próxima vez lo hago. U abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Chelo: ya sabes que paso poco por aquí, pero intentaré llevar lo que me resulte más interesante a "Leo y comento". Y no, no tengo facebook... Un abrazo!

      Eliminar
  2. Un fragmento espectacular. Me encanta el frío y los países del norte, así que es posible que acabe leyéndolo.

    Un abrazo!!

    ResponderEliminar