miércoles, 7 de enero de 2015

Se acabó

 Y llegó el momento: a falta de un día, se acabaron las vacaciones de Navidad. Reconozco que casi es un alivio, no lo voy a negar, pues este año he estado muy agobiada: invitados, regalos, el niño y sus nuevas rutinas navideñas, como por ejemplo acostarse tardísimo... Estoy agotada. ¡Y aún me queda la celebración de su cumpleaños! 
Para el peque, creo que estas han sido las navidades de Mickey Mouse. Lo descubrió durante los primeros días, en unas atracciones que montaron cerca de casa y desde entonces se convirtió en una visita obligada: la única manera de dormir la siesta. ¿Qué tiene, que les vuelve locos?

Por lo demás, las fiestas se han pasado entre juegos, abrazos y alguna que otra rabieta... Estamos en la edad, supongo. 
La víspera de Reyes tuvimos un día movidito: dimos un paseo por el centro, mercado de San Miguel incluido, y por la tarde fuimos a ver la Cabalgata del barrio. Pensaba que aún era pequeño para esto pero me equivocaba. ¡Se lo pasó en grande! 
En cuanto al día de Reyes, ha sido agotador pero ha merecido la pena. Gritos de nerviosismo en el salón tras ver los regalos; visita rápida a los abuelos para ver qué habían dejado allí, vuelta a casa y comida veloz para seguir jugando e ir a casa de los tíos para la celebración de rigor... ¿El resultado? Juguetes por todas partes, un brillo precioso en sus ojos y una alegría infinita. 
Por último, mi amigo invisible navideño (que casualmente este año ha sido mi chico) me ha traído estos libros.      
Ahora solo me que queda encontrar el ratito para leerlos, pero seguro que lo consigo, ¿verdad?

16 comentarios:

  1. Me alegra que a pesar del ajetreo y cansancio hayas disfrutado. Y los libros que has recibido me apetece mucho Del color de la leche
    Besos

    ResponderEliminar
  2. Jajajaja!!! los pequeños son agotadores, es cierto, proporcionan muchas alegrías y buenos momentos, también es cierto.

    Cuando la pillan con un personaje son tremendos, mi hijo mayor fue con Bugs Bunny ;)

    Regalazo también para ti.

    Besos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que está totalmente obsesionado con Mickey y para colmo lo ve por todas partes.
      Abrazo!

      Eliminar
  3. Los pequeños son lo que llenan de alegría nuestras vidas no sólo en Navidad. Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estoy totalmente de acuerdo contigo.
      Abrazo!

      Eliminar
  4. Los peques hacen que la Navidad sea diferente. Estarás agotada, pero seguro que sin él las fiestas eran mucho más aburridas. Vaya, que a mí me encantaría que hubiera algún niño en la familia que nos alegrara las fiestas.

    Un abrazo
    Y ánimos con la vuelta al trabajo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que estas fiestas con niños son maravillosas pero resultan agotadoras...
      Abrazo!

      Eliminar
  5. Cuando en la familia hay niños y principalmente cuando son pequeños, (que se están abriendo a la vida), en estas fechas tan señaladas cambian notablemente los momentos de alegría y felicidad.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es una forma nueva de vivir estas fiestas que, por supuesto, no cambiaría por nada.
      Abrazo!

      Eliminar
  6. Parece que has tenido unas navidades maravillosas, aunque ajetreadas ^^
    Yo no me atreví a ir al centro, porque en esas fechas da miedito de la gente que hay, aunque al mercado de san miguel he ido alguna vez y me ha gustado mucho.
    El dia de reyes tuvo que ser estupendo!
    Espero que lo pasarais todos muy bien
    Un besazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo cierto es que tanto el día de Reyes como la víspera fueron de los mejores.
      Abrazo!

      Eliminar
  7. Qué bonita es la Navidad! (¿tendrá que ver que mi cumpleaños es el día 23?) Rodeada de niños siempre se vive más. Con las caritas y los regalos... y mi carita con mis regalos :P

    Ahora vuelta a la rutina, un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mi cumpleaños también es en Navidad: una buena fecha, ¿verdad?
      Abrazo!

      Eliminar
  8. La Navidad con niños es la época más bonita del año. No cabe duda
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sin lugar a dudas. Aunque es agotadora...
      Abrazo!

      Eliminar